DPA – dvote core 160×600
RME Babyface Pro 728×90

Home » Recursos » Estudio » Kiko Loureiro – Consejos de la grabación de guitarras de un virtuoso
 

KIKO LOUREIRO:
Consejos de la grabación de guitarras de un virtuoso con sabor brasileño

 

Por Fernando Curiel fernando@musicopro.com

Kiko Loureiro - Consejos de la grabación de guitarrasLa fusión de géneros forma parte del proceso de evolución musical, y Kiko Loureiro junto a la banda Angra ha contribuido al progreso del Metal con su ambicioso sueño de fusionarlo con la música sinfónica y brasileña. Influenciado por gigantes como Eddie Van Halen, Jimi Hendrix, Jimmy Page y Randy Rhoads, este consagrado guitarrista ha gozado de una carrera musical admirable. Desde muy joven ha impactado por su habilidad técnica y las curiosas melodías producto de la amalgama de culturas. Su aceptación masiva originó lejos de casa, fueron los oyentes en Japón quienes aplaudieron la propuesta musical de Angra tan vigorosamente, que se escuchó hasta Brasil y contagió a los oyentes en Latinoamérica. El debut de Angra, Angels Cry (1993), logró el estatus Disco de Oro en Sudamérica y Japón; nada mal para un guitarrista de 21 años.

Como integrante de Angra, Kiko Loureiro le ha dado la vuelta al mundo, no solo para presentarse con su innovadora banda sino también para cumplir con la demanda de compartir su sobresaliente habilidad instrumental en clínicas de guitarra.

Fue un placer charlar con un colega guitarrista para compilar su experiencia y sabiduría acumulada a través de años grabando guitarras en el contexto del metal progresivo.

 

La grabación de guitarra acústica

Primero que nada, tienes que tener un buen instrumento, parece lógico pero es muy importante; especialmente al tratarse de un instrumento acústico. La guitarra acústica no es fácil, uno tiene que entenderla y dejarla resonar, no puedes tocar las notas como en una guitarra eléctrica.

 

Micrófonos para grabar guitarras eléctricas

Por lo general recomiendo combinar un buen micrófono de condensador con un dinámico. En ocasiones he usado micrófonos de listón. Si tienes acceso a distintos micrófonos, recomiendo probar distintas combinaciones, y aunque no tengas más de uno o dos micros, es importante experimentar con su posicionamiento e incluso cambiar de gabinetes. Normalmente cuento con cuatro o cinco gabinetes y el mismo número de cabezales de amplificadores para experimentar. Tiendo a combinar distintos amplificadores. Recuerdo que en una grabación reciente usé un amplificador Laney, el Transatlantic de Mesa/Boogie y un Marshall, entre otros. Al experimentar me di cuenta que el Marshall sonaba estupendo con el gabinete Laney, y el Mesa/Boogie se lució con el gabinete Marshall.

 

Aprovechando tu DAW

A diferencia de las limitaciones del pasado, con los DAW (programa de grabación o estación de trabajo de audio digital) modernos uno tiene acceso a todas las pistas que quieras, lo cual te permite experimentar. Así que tengo dos micrófonos frente a un gabinete, otros dos micros enfrente de otro amplificador y gabinete, luego la señal directa – por si acaso uno quiere hacer reamplificación –, y luego uno o dos micrófonos de ambiente. Entonces puede que grabe con unos cinco o seis micrófonos cada vez que grabo una guitarra, y luego hago el doblaje de esa guitarra. Entonces puede que termine usando diez micrófonos solo para la guitarra rítmica.

Tienes que ser muy organizado en tu sesión porque puede ser caótico. Pero si tienes el tiempo y los equipos, realmente vale la pena; además es un proceso divertido.

Kiko Loureiro

Doblaje: la magia de grabar lo mismo dos veces

Los doblajes de guitarra ayudan a darle fuerza a las canciones pesadas. Por ejemplo, podría usar un amplificador pesado como el Laney para una toma y luego grabo exactamente la misma progresión o riff con un Marshall, que tiene más ‘cuerpo’, y combino los sonidos.

En las canciones más ligeras, como una balada, es suficiente usar un solo amplificador con un buen sonido limpio y grabar en estéreo.

Una buena receta es combinar un amplificador Mesa/Boogie Rectifier, por ejemplo, que es bien pesado, sucio y las notas no se distinguen tan bien, con un amplificador que no tenga los graves del ampli pesado pero que ofrezca más definición (que se podría lograr usando menos distorsión). Si haces esto, tienes que ser muy exacto al doblar la guitarra ya que puede ser difícil tocar las partes pesadas igual cuando no tienes tanta distorsión, pero la nitidez del sonido más limpio ayuda mucho a darle definición en la mezcla.

Hay quienes puedan pensar en duplicar una pista de guitarra y panearlas en direcciones opuestas, pero no sería tan efectivo porque la ejecución de las partes de guitarra serían demasiado perfectas, y la sutil variedad al tocarlas de nuevo ayuda a darle más vida.

El paneo en el doblaje

Por lo general paneo las guitarras completamente a la izquierda y a la derecha. También podrías contar con un doblaje usando distintos amplificadores y/o guitarras en cada toma, luego panear las dos tomas de un doblaje a un lado y el otro doblaje al otro extremo.

 

Más allá del doblaje

A veces grabo más de dos guitarras para una parte. Pero si estás grabando guitarras pesadas, es obligatorio por lo menos doblarlas. Otra estrategia que me parece básica es cuando tocas acordes distorsionados y le sobrepones los mismos acordes con un sonido limpio, lo mezclas con menos volumen para que quede debajo de la guitarra pesada – que es la protagonista – y de repente se entienden las notas mucho mejor.

 

Considerando la afinación al realizar doblajes

Mientras más guitarras dobles, más importante es la afinación. De hecho, es bien molestoso porque las guitarras tienen que estar afinadas a la perfección.

 

Más guitarras ofrece más opciones 

El acceso a distintas guitarras ayuda a crear nuevos sonidos. Me parece excelente usar una Stratocaster o una Gibson vintage al doblar una guitarra tipo Ibanez, por ejemplo, le suma bastante interés al tono. Si solo grabas con una Strat, todas las guitarras en la grabación van a sonar como una Strat, si solo usas una Gibson, solo va a sonar a Gibson, lo cual es bueno si eso es lo que la música pide. Pero es muy emocionante combinar distintas guitarras ya que el resultado final da la ilusión de que fuese una sola guitarra, cuando en realidad es una amalgama de lo mejor de distintos instrumentos.

 

Lo esencial al grabar un álbum

Uno tiene que llevar toda su energía al estudio, sin embargo, al tocar en vivo uno la comparte con el público. Grabar en el estudio cansa mucho porque uno tiene que concentrarse en tocar perfectamente, y a su vez, hay dedicarle toda su energía, y cuando uno se entrega por completo así, es natural que existan imperfecciones. Entonces el reto es encontrar un balance entre la dosis adecuada de energía y precisión de ejecución. Cuando uno trata de grabar todo a la perfección, uno tiende a repetir las tomas muchísimo, y tanta repetición hace que uno pierda energía. Entonces la mejor manera de practicar antes de entrar a un estudio es prepararse para equilibrar entre tocar lo mejor que puedes con la mayor cantidad de energía y entusiasmo posible.

 

La receta del éxito

El primer paso es descubrir el aspecto de la música que te apasiona más para no estar orbitando sin rumbo alrededor de la profesión. Si quieres ser un compositor de canciones, tienes que enfocarte en componer bellas canciones. Si lo que más te motiva es ser un guitarrista súper técnico, entonces tienes que crear un plan de práctica y dedicarle las horas necesarias con un metrónomo para desarrollar las técnicas correctamente. Entonces tienes que descubrir lo que realmente quieres hacer para evitar frustraciones y siempre tener una buena relación con la música. Hay que tratar de siempre disfrutar la actividad de crear música. El momento en el que tocas debería ser el mejor momento de tu día, eso te mantendrá tocando todos los días.

 

www.kikoloureiro.netwww.angra.netfacebook.com/KIKOLOUREIROofficialtwitter.com/KikoLoureiro